Volver

El III Encuentro PAL Madrid se celebró en la Residencia Sagrado Corazón, sita en la calle Maldonado, número 1. Este encuentro comenzó con un saludo del Delegado de la PAL, Pablo Guerrero, SJ. Durante el discurso, el delegado afirmó que “La realidad de la Iglesia y de la sociedad actual nos sitúa en un tiempo que nos anima a examinar nuestros modos de trabajar (…) y a plantearnos de manera creativa y constante nuestro servicio. Esto es clave en la espiritualidad ignaciana.”

Instó a los participantes de la PAL a realizar algunas tareas para el futuro, “tareas que, por otro lado, ya estamos realizando”:
- potenciar la personalización del acompañamiento, 
- servir con ofertas diferenciadas,
- promover comunidades vivas, 
- cuidar las celebraciones litúrgicas abiertas, 
- trabajar en equipo y con otras comunidades, 
- contar con la Iglesia local de Madrid, 
- ser realistas, 
- y en palabras del Papa Francisco, recogidas por Pablo Guerrero: “ser jesuitas [o comunidades] que piensen y enseñen a pensar; que recen y enseñen a rezar; personas al lado de los pobres y sufrientes, especialmente refugiados y migrantes”.
 
Por último, terminó el saludo animando a trabajar más y mejor en y con la Compañía “no queremos tener otro futuro que el futuro del sueño de Dios”.
 
Después de estas palabras de presentación, se dividió a los asistentes en seis grupos. Este año, el encuentro se ha organizado en formato de feria: cada uno de los núcleos (Maldonado, Ventilla, Comillas y Chamartín), más la Red Ignaciana y Formación de Jesuitas. Cada puesto, con su formato propio, pudo contar las experiencias apostólicas en las que trabajaba. 
 
Red Ignaciana, a modo de conversación entre los que presentaban, se mostraron dos experiencias concretas en el ámbito de la pastoral familiar: la experiencia Pasos Ignacianos y El Reloj de la Familia.
 
El núcleo de Comillas realizó una presentación con diapositivas, en la que se contaba de qué modos esta realidad se incrustaba en la sociedad, especialmente en la universidad y el ámbito universitario. 
 
El núcleo Ventilla presentó su núcleo con un vídeo. En él, cada uno de los que formaban parte de esta realidad hablaron de sus diferentes proyectos: RedGenera, Proyecto Baobab, Colegio Piquer, Pueblos Unidos, la Parroquia…
 
El núcleo Maldonado, mediante otro vídeo, también quiso contar las instituciones que se acogen dentro de su casa: Centro para Inmigrantes Padre Rubio, Entreculturas, y otras.
 
En el stand  de Formación de Jesuitas, se explicó a los asistentes el proceso por el que pasan los jóvenes que entran a la Compañía. También se habló del proyecto Voces SJ.
 
Chamartín contó sus experiencias en el Colegio EL Recuerdo, el grupo de Matrimonios de El Recuerdo y otros proyectos que hay en marcha en este núcleo.
 
Como colofón final a esta jornada de encuentro y conocimiento mutuo estuvo la Eucaristía, presidida por el Provincial Antonio España. En la homilía nos invitó a “no solo contar quiénes somos y lo que hacemos, sino situarnos en el contexto social en el que nos movemos”. A cada uno le animó a seguir trabajando por el bien social, desde su puesto: la universidad, el sector social, el familiar... “La intención de Dios es sacar lo mejor de nosotros mismos”. “La Plataforma de Madrid continúa estando llamada a que hagamos una historia.”

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto