Publicado: Jueves, 19 Abril 2018

Centenario de la Real Institución Benéfico Social P. Rubinos

El 19 de abril de 2018 es una fecha marcada por la celebración del Centenario de la Real Institución Benéfico Social Padre Rubinos, celebración presidida por la reina Sofía. Al acto asistieron el P. Alberto Ares, Delegado Provincial de Apostolado Social, en representación del P. Provincial, y el P. Modesto Vázquez-Gundín, Consiliario de la Junta del Patronato.

Dicho Centenario trae a la memoria el año 1918 en que se constituyó el llamado Patronato de la Caridad, dirigido en las gestiones económicas y relaciones institucionales por el Gobierno Civil, el Ayuntamiento, la Diputación Provincial, y en la gestión inmediata y atención diaria por la Hijas de la Caridad de San Vicente de Paúl.

Había surgido esta Institución en el año 1913, cuando un grupo de seglares, impulsados por el alcalde Manuel Casás Fernández, tomaron la iniciativa de dar cobijo nocturno a personas que pasaban la noche en soportales y casas ruinosas.

Se llamó, sin tapujos, Asilo nocturno para borrachos; era conocido también como Refugio para borrachos, quedando para siempre lo de Refugio como referencia universalmente aceptada. Poco a poco se extendió su atención a mendigos; pretendían las autoridades a la desaparición de la mendicidad callejera. Se daban comidas, cenas y camas para dormir.

A lo largo de los años, las crisis económico-sociales, la guerra mundial, las tensiones políticas internas, la guerra civil habían venido dificultando gravemente el sostenimiento de la Institución.

El año 1959 deciden las autoridades acudir al jesuita P. Antonio Rubinos para ver si con miembros de la Congregación de Caballeros de San Ignacio se podría hacer frente a la desesperada sostenibilidad del Patronato.

El 23 de Julio de 1959 se constituye la Junta Directiva, de la que el P. A. Rubinos es Consiliario. Será el gran animador y renovador del Refugio.

Poco a poco se van resolviendo problemas; se construyen nuevas instalaciones; lo que era solamente Refugio de mendigos y transeúntes necesitados se amplía con Residencia para Mayores y Escuela Infantil para menores de 3 años, cuyas madres no podrían cuidar por su trabajo.

Finalmente, en 2014, se inauguran los nuevos edificios, construidos y ofertados por la Fundación Amancio Ortega, después de estudiar qué obra podría ofrecer a Coruña como muestra de gratitud por lo que le ha supuesto en su carrera de negocios.

El año 2017, en previsión del Centenario y como consecuencia de las oportunas gestiones, se concede a la Institución el título de Real.

Hoy la Real Institución Benéfico Social Padre Rubinos ofrece su Escuela Infantil a 95 niños y niñas menores de 3 años, a 148 personas en la Residencia de mayores; 40 plazas de Centro de Día, albergue nocturno a unas 80 personas, ropero, comedor (desayunos, comidas, cenas diarias) a unas 180 personas en cada turno. Cada día más, se va haciendo realidad la inserción laboral de personas en exclusión social en talleres propios de la Institución; no faltan ayudas económicas a familias en situación crítica.

El personal de servicios alcanza la cifra de 160 personas contratadas y unas 80 en calidad de voluntariado.

A finales de 2017 dejaron de prestar sus servicios las Hijas de la Caridad; marcharon a nuevos destinos las 4 hermanas que quedaban, rechazando cualquier acto oficial de agradecimiento a su impagable labor de 100 años. Ellas deberían ser las primeras en recibir el homenaje del Centenario y han preferido irse en silencio.

ver +

también te puede interesar