Publicado: Miércoles, 03 Octubre 2018

La causa de Arrupe, más cerca

El postulador General de la Compañía de Jesús, el jesuita español Pascual Cebollada SJ, ve cada vez más cerca la apertura de la causa de beatificación del P. Arrupe. Así lo expresa en esta breve entrevista donde confirma que la Compañía de Jesús quiere proponer a la Iglesia la figura de su 28º Padre General como modelo de santidad para los cristianos:

 

Entre los requisitos para comenzar la causa la Compañía de Jesús debe aportar una biografía crítica y un número alto de testigos en tres países, Japón, España e Italia. No es obligatorio que estos testigos le conocieran; de hecho, los testigos más jóvenes servirán para confirmar la continuidad de su fama de santidad en el tiempo.

 

 

Para Pascual Cebollada, Arrupe además de ser una persona totalmente arraigada en Cristo, marchó siempre junto a la Iglesia, en esa época tan agitada del concilio y postconcilio (años 60 y 70), actitud que le animaría a su sucesor el P. Kolvenbach SJ a denominarle como “profeta de la renovación conciliar”. 

Y es en la Compañía de Jesús y en la propia Iglesia donde impulsa una renovación espiritual muy importante, que tiene el discernimiento como uno de sus pilares. A partir de ahí, Arrupe impulsa la renovación de la vida religiosa, de la vida comunitaria, de la labor de los laicos…

 

 

Considera el Postulador General que la espiritualidad de Arrupe no es sólo intimista sino que le lanza a mirar al mundo, especialmente a los pobres. Por eso cree que “Arrupe en su vida y su doctrina es un modelo, una promoción evangélica de las bienaventuranzas”. (Ver vídeo: Arrupe y la mirada al mundo). 

Pero la vida de Arrupe tampoco estuvo exenta de controversias. Considera Pascual Cebollada, que al marchar al hilo del Concilio Vaticano II, intentando seguir la voluntad de Dios, se encontró con situaciones difíciles, con conflictos, donde intentó responder del mejor modo. (Ver vídeo: Arrupe y los conflictos). 

 

 

ver +

también te puede interesar